626323620 Edificio Albufera Center, Plaza Alquería de la Culla, 4, 140, 46910 Alfafar

Caso de Éxito

MECANIZADOS JAVIER RAMOS (Alginet)

Javi Ramos es una mediana empresa dedicada a la fabricación de componentes metálicos de gran precisión para sectores muy diferentes, así como el mecanizado de diferentes tipos de materiales incluyendo algunos tan punteros como la fibra de carbono.  Una de sus ventajas y fortalezas es la precisión dimensional de sus piezas y la entrega de las mismas en un corto plazo de tiempo. 

Esta situación se complicó cuando entraron nuevos clientes con nuevos productos: múltiples piezas de complejas dimensiones y materiales que requerían nuevos útiles para maquinas, embalajes, planes de control de calidad según requisitos de normas ISO, trazabilidad, combinaciones en la planificación, control de stocks, etc. 

La Dirección de la empresa no podía dejar de escapar a los nuevos clientes, pero tampoco se podía permitir perder el mayor valor por lo que los había conseguido: la calidad y el plazo de entrega.  Contactaron con LEAN Consulting para explicarles la situación, juntos recorrieron la fábrica, después elaboraron un diagnóstico y definieron un plan de acción perfectamente estructurado al ritmo de la empresa.  

La Dirección de la empresa definió los pilares donde quería que sus valores se sustentasen: Planificación, Mantenimiento y Calidad-Métodos. A partir de esta premisa comenzamos a trabajar juntos, adaptamos la metodología LEAN al tamaño de la empresa, empezando por las funciones de responsabilidad (nivel táctico):

  1. Definir los roles de los miembros del equipo (descripción del puesto de trabajo)
  2. Documentación para cada puesto (diagramas y registros) 
  3. Formación y sensibilización del personal 

Una vez implantadas las herramientas, con el equipo táctico en consensuamos unas métricas clave para cada puesto estratégico, es decir, como si de un juego se tratase: 

  1. Participantes y roles (descripción de puestos)
  2. Tablero, fichas, dado y turnos (diagramas y registros)
  3. Reglas del juego (training)
  4. Contador para ver el desarrollo de la partida (métricas, KPI´s)

Definimos unos indicadores de rendimiento (KPI´s) clave y sencillos, el procedimiento documental y el contenido del mismo lo elaboramos simple, fácil de entender  para ejecutar diariamente sin burocracia. Los indicadores que implantamos para ver la salud de nuestros pilares fueron los siguientes:

  • Planificación; planificado teórico vs real, capacidad de máquina a 15 días vista 
  • Mantenimiento; planificado vs realizado %
  • Calidad; fabricado total vs Defectuoso interno + reclamaciones cliente % €

Casi sin darnos cuenta, con los recursos existentes y las herramientas proporcionadas aplicadas con la metodología adecuada habíamos montado un sistema de seguimiento y medición que aseguraba los pilares de la empresa. 

El siguiente paso parecía fácil, consistía en empezar la partida, pero para ello necesitamos a todos los miembros de la empresa porque en el resultado final de la fabricación participan todos. Pasábamos de 6 a 30 participantes,

de una oficina a una fábrica, de un papel a una fase de fabricación, ¿Cómo se podía comenzar a fabricar sin desvirtuar las reglas del juego y no perder la partida?

 Realizamos una puesta en común donde participaron todos los trabajadores, allí se expusieron los pilares de la empresa, las reglas del juego para mantenerlos y los indicadores para medir su robustez. La divulgación fue fácil por la simplificación del método, de gran aceptación y recibimos propuestas que ofrecieron valor al juego.  

Definimos las áreas de trabajo, dotamos los puestos con instrucciones visuales y pusimos un marcador global (visual LEAN) en la fábrica, donde nos reuniríamos diariamente para hacer el seguimiento de los indicadores y de las acciones. También realizamos un check-list sencillo de auditoria por áreas y pilares. 

Cuando comenzamos a fabricar con el estándar definido gracias las nuevas herramientas de la metodología LEAN, pronto nos dimos cuenta que el proceso de fabricación estaba bajo control y que detectábamos cualquier desviación o falta de robustez en los pilares a través de los  indicadores. Todos los participantes son conscientes del resultado actual por el panel LEAN, participan proactivamente en la reunión transversal y se definen acciones a corto plazo. 

Finalmente la empresa no solo logró consolidar sus pilares y asegurar los nuevos clientes, consiguió una productividad gracias a robustecer su sistema estandarizando sus procesos internos y consiguiendo la motivación de su equipo de trabajo, que son los que actualmente se encargan de forma autónoma de perseguir la mejora continua días a día.  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WhatsApp chat
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad